domingo, 18 de septiembre de 2011

Escenarios de la crisis en 2008 o cómo todo lo que puede ir mal irá mal


En 2008 la consultora McKinsey publicó un artículo en la revista The McKinsey Quarterly esbozando el abanico de posibles escenarios a medio plazo de evolución de la crisis que entonces comenzaba. Todo el que haya leído alguna vez sobre dirección estratégica de empresas se habrá encontrado con la costumbre que tradicionalmente presenta esta empresa de reducir la realidad a modelos y matrices. Que conste que esto lo digo sin un ápice de ironía pues considero muy positiva la capacidad de explicar el funcionamiento de un sistema mediante gráficos sencillos que faciliten la toma de decisiones.

En el caso que nos ocupa, se tomaron en cuenta dos variables, el grado de profundidad de la recesión y la capacidad de recuperación de los mercados de crédito y capital, dando lugar a una figura como la que aparece a continuación, con cuatro situaciones posibles.




Los cuatro escenarios que surgieron del análisis son los siguientes:

Impulso global revitalizado

El cuadrante de arriba a la derecha era la previsión más optimista en la que la recesión se presentaba moderada y los mercados financieros se recuperaban rápidamente, convirtiéndose la crisis en poco más que un mal sueño. En esta situación:

  • Se produce una recesión moderada seguida de fuerte crecimiento económico.
  • Surge un nuevo y eficaz régimen regulador.
  • Se alcanzan ratios de préstamos/capital seguros que conducen a una reactivación del comercio y del volumen de préstamos.
  • El coste del capital se recupera a niveles históricos.
  • La globalización sigue su curso, las economías emergentes y en desarrollo siguen unidas.
  • Repunte de las actitudes positivas.

No hace falta decir que este escenario no ha tenido lugar.

Globalización estancada

El escenario que ocupa el cuadrante de abajo a la derecha se caracteriza por una recesión moderada pero sin recuperación temprana de los mercados financieros, y expondría la siguiente situación:

  • Recesión moderada durante uno o dos años seguida de un crecimiento económico lento.
  • El régimen de regulaciones sostiene el sistema pero supone un lastre para la economía.
  • Ratios de préstamos/capital casi seguros.
  • Significativamente alta implicación del gobierno en la asignación de créditos.
  • Costes de capital bastante más altos que antes de la crisis.
  • La globalización se estanca.
  • Las actitudes son más a la defensiva y nacionalistas.

Maltrecho pero resiliente

Un escenario donde los mercados de crédito y capital se recuperan pero en el que la recesión global es más profunda (cuadrante arriba a la izquierda). El modelo define las siguientes características:

  • Recesión prolongada de 18 meses o más.
  • Nuevo régimen de regulaciones más eficaz.
  • Recuperación generada por políticas fiscales y monetarias eficaces y liderada por determinadas zonas (China, Oriente Próximo, EE.UU….).
  • Se alcanzan ratios de préstamo/capital seguros que conducen a la reactivación del comercio y del volumen de préstamos.
  • Moderada recuperación del comercio y del flujo de capital.
  • Se recupera lentamente la globalización.
  • Repunte lento de las actitudes.

Prolongada congelación

Por desgracia, el peor escenario, el situado abajo y a la izquierda, es el más parecido (con matices) a la situación que estamos sufriendo tres años después de la creación del modelo de McKinsey.
  • La recesión dura más de cinco años, como en Japón en la década de los 90. En nuestro caso, aunque se ha producido crecimiento de la economía, éste es tímido e inestable y amenaza constantemente con volverse negativo.
  • Políticas reguladoras, fiscales y monetarias ineficaces. Este postulado también se cumple en la actualidad y habrá que ver que apuesta resulta más segura, si la de gastar e invertir de Obama o la de restricciones extremas de la UE.
  • Todas las zonas geográficas se estancan. Esto es válido para EE.UU. y la Eurozona, mientras que Australia, Canadá, América Latina, China y otras áreas capean la crisis con éxito.
  • Ratios de préstamos/capital a la defensiva, con flujos de crédito restringidos y operaciones en mercados sin liquidez. Esto parece una foto de este momento.
  • Mayor implicación del gobierno en la concesión de créditos.
  • Recuperación muy lenta del comercio y del flujo de capital.
  • Actitudes mucho más a la defensiva y nacionalistas. Y se podría añadir insolidarias de unos países europeos con otros con más problemas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Comenta lo que quieras

 
Google Analytics Alternative