domingo, 30 de enero de 2011

La “Formación del Búfalo” de Shaka Zulú

Como hace tiempo que no hablaba de medios sociales (o Social Media como se dice en pijo) en este blog, valga esta entrada para retomar la vieja costumbre, en la línea bélica-histórica de “Cómo perder la Guerra del Rif en las redes sociales” o “Agincourt 1415: una lección para la empresa”. En este caso tomo como ejemplo la táctica militar ejecutada por el gran caudillo sudafricano Shaka Zulú (1787-1828), que en sus escasos doce años de reinado construyó el poderoso imperio Zulú y dio no pocos disgustos al ansía colonial británica.

Se atribuye a Shaka Zulú la concepción de una estrategia de batalla denominada “Formación del Búfalo” o “de los Cuernos de Búfalo”, que básicamente consistía en dividir su ejército en tres cuerpos diferenciados (los cuernos, la cabeza y el lomo del búfalo) con funciones distintas, que la Wikipedia (muy socorrida para estos casos) tiene la amabilidad de resumirnos:
  • La fuerza principal o cabeza ataca el enemigo por el frente, lo inmoviliza, la componen los guerreros más fuertes.
  • Las fuerzas de los flancos o cuernos, mientras el enemigo esta fijado por la "cabeza", los "cuernos" atacan ambos flancos del enemigo buscando dejar atrapado al enemigo.
  • La retaguardia o lomo detrás de la "cabeza", entraba en acción si se rompía el cerco.
Solamente añadir que “los cuernos” estaban compuestos por guerreros jóvenes y ágiles para garantizar la movilidad y la acción rápida.

Y ahora lo difícil: ¿qué tiene esto que ver con una estrategia de comunicación corporativa en medios sociales? Pues que la brillante táctica del bueno de Shaka nos puede ilustrar sobre los elementos que pueden garantizar un sólido posicionamiento de la empresa. En nuestro caso, la estrategia del búfalo se podría traducir en:
  • La cabeza o vanguardia sería la presencia de la compañía en los distintos medios (redes sociales, blogs…), que supone el canal de relación directa con el cliente, ya sea efectivo o potencial, y en general con los usuarios de la red. Debe ser un despliegue razonado y ordenado –nunca improvisado-, con unos objetivos claros desde el principio y una metodología acorde para alcanzarlos.
  • El lomo del búfalo o retaguardia tiene la función de dar apoyo y soporte a la vanguardia o cabeza. En el caso de la empresa, el lomo lo constituye la solidez de la imagen de marca corporativa y de producto, y la propuesta de valor para el cliente, pues de alguna forma son elementos que garantizan que no estamos “vendiendo humo” en los medios sociales, que somos serios (aunque adoptemos un lenguaje distendido propio del mundo 2.0) y que tenemos cosas interesantes que ofrecerle al público.
  • Finalmente, los cuernos, es decir, las fuerzas de acción rápida envolventes, en nuestro ejemplo se corresponden con la capacidad innovadora de nuestra estrategia de comunicación. Aquí entendemos como innovación la capacidad para desarrollar formas originales y creativas de comunicar a través de medios sociales (campañas, aplicaciones de Facebook, acciones que impliquen crowdsourcing…) y de detectar nuevas redes y servicios de Internet que puedan ser utilizados para nuestros propósitos. Por poner sólo dos ejemplos, podemos utilizar la red de geolocalización Foursquare para informar de los eventos que realizamos en distintas localidades o estudiar las posibilidades que nos ofrece Quora para generar debates con los usuarios acerca de nuestros productos y servicios o sobre nuestro sector de actividad. Las posibilidades son infinitas si estamos atentos y utilizamos la imaginación.
En suma, lo que nos enseña Shaka Zulú es a actuar con coherencia, con rigor y con creatividad.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Comenta lo que quieras

 
Google Analytics Alternative