lunes, 28 de noviembre de 2011

Resurrección


La verdad es que no tiene mucho sentido seguir escribiendo sobre temas que no le interesan a nadie. Es el equivalente de hablar solo, algo que observo que es muy frecuente en las redes sociales, donde supuestamente predominan las conversaciones. Yo no veo más que comunicaciones unidireccionales y las mismas soledades que en el mundo real, pero supongo que los iluminados y chamanes diversos 2.0 no estarán de acuerdo.

Así que por ahora se quedan en stand-by los blogs, mientras que, casualmente, suena en Spotify el cuarto movimiento de la segunda sinfonía de Mahler, “Resurrección”.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Comenta lo que quieras

 
Google Analytics Alternative