jueves, 10 de noviembre de 2011

Breve apunte sobre China y Latinoamérica


Ya lo decía yo en otro post, que China tiene fuertes intereses comerciales en Latinoamérica, sobre todo en la parte menos influida por EE.UU., es decir, América del Sur. Es otro de los fenómenos emergentes en este brave new world  que se está gestando: las potencias asiáticas y el cambio en las relaciones comerciales entre áreas geográficas del mundo. Como decía Enrique Iglesias, el secretario general iberoamericano en mi post anterior, en América hay países que reciben “vientos del Pacífico”, es decir, aquellos que están orientando sus relaciones comerciales hacia China y que se benefician del vigor de dicha economía. Pero no todo es tan bonito ni tan entrañable como puede parecer a simple vista, a pesar de que la fuerza del gigante asiático pueda estimular las economías en desarrollo de la región del hemisferio sur.

La estrategia china se basa en importar materias primas de los países americanos y en colocarles, o más bien inundarles, de productos manufacturados. Vamos, a grandes rasgos el esquema colonial del siglo XIX: yo te compro el algodón y te vendo el traje confeccionado con él, por lo que tú me estás devolviendo lo que te he pagado por el algodón pero con un plus. Pero América ya ha aguantado demasiadas majaderías de este tipo en el pasado tanto de españoles, de portugueses y de yanquis, y por suerte, ya no transige con unas condiciones tan abusivas. Las relaciones del siglo XXI se tienen que basarse en una igualdad de condiciones entre socios comerciales que suponga un beneficio mutuo (win-win como dicen los pijos). Volviendo a Enrique Iglesias: “Es importante que América Latina no repita en sus relaciones con China el modelo del siglo XIX, sino que persiga un modelo integral, en el que los intercambios incluyan tanto materias primas como productos manufacturados, que son los que crean empleo y riqueza en los países.”  Se puede decir más alto pero no más claro.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Comenta lo que quieras

 
Google Analytics Alternative